El gobernador advirtió que su continuidad está atada a los niveles de inflación y de recaudación, datos del futuro que se “desconocen”.



El gobierno provincial garantizó el mecanismo de actualización automática de salarios, conocido como “cláusula gatillo”, para los haberes de septiembre. Así lo confirmó este lunes el gobernador de la provincia Miguel Lifschitz en conferencia de prensa.

“Nosotros hemos tomado la decisión de liquidar los sueldos del mes de septiembre, que se pagan en los primeros días de octubre, incluyendo el índice de inflación correspondiente”, afirmó el mandatario.

De esta forma, la provincia vuelve a ratificar el pago de la cláusula, como lo hizo en agosto. Fue justamente el mes pasado cuando el ministro de Gobierno de la provincia, Pablo Farías, confirmó su continuidad luego de un encuentro paritario con referentes de los gremios de la administración central y docente. A pesar de ello, el funcionario provincial ya advertía que frente a la difícil coyuntura económica, van a tener que “hacer una evaluación y ver cómo se desarrollan las finanzas”.

En una sintonía similar se expresó ahora el gobernador: “Lo vamos a ir evaluando. Habrá que ver el mes que viene los índices, la recaudación y seguiremos conversando. Quedamos en la última reunión que tuvimos con los gremios que vamos a ir analizando todos los meses”.

Reiteró el deseo y voluntad “de mantener la vigencia de la cláusula”, pero explicó: “Todo está atado a dos cuestiones. Por un lado el nivel de la recaudación y por otro lado el nivel de la inflación, que son dos datos que no conocemos y que se han disparado en los últimos tiempos; uno para arriba y el otro para abajo”.