Este jueves 23 de mayo los diputados del Frente Social y Popular Carlos Del Frade y Mercedes Meier presentaron en la legislatura provincial su proyecto para estatizar el Banco Santa Fe.



En conferencia de prensa la diputada Meier explicó que “el proyecto es una deuda que teníamos, la de recuperar la banca para la provincia de Santa Fe para tener un banco público y de fomento, de gestión y dirección estatal” Y aclaró que “siempre estuvo entre los puntos del programa político del FSP y es un compromiso que tomamos en la campaña que nos trajo a estas bancas”

El proyecto plantea la necesidad de un Banco Público, de fomento, bajo gestión y dirección estatal y con respecto al mecanismo en el Título I del proyecto se propone la expropiación del 93,3% de las acciones, es decir, el total de las que hoy están en manos privadas, para la creación del Banco Público.

“Ni el mundo, ni la Argentina, ni la provincia de Santa Fe de 2019 tienen puntos comparables a la realidad histórica de 1874 (cuando fue fundado el banco). Pero en el principio filosófico, político y
económico de aquel origen del Banco Provincial está la necesidad de profundizar la democracia a favor de las grandes mayorías santafesinas”, asegura Carlos Del Frade coautor de la iniciativa.

Los lineamientos que se establecen en el proyecto apuntan a que la entidad pueda “brindar una herramienta económica financiera que fomente la actividad productiva de los pequeños y medianos productores del campo y la ciudad, que brinde a la comunidad el servicio necesario para su integración, hasta el más pequeño núcleo poblacional, que promueva el comercio exterior de los productos elaborados en la Provincia, que permita al Ejecutivo provincial implementar políticas de salvataje para los afectados por inclemencias climáticas, que implemente planes de préstamos hipotecarios para construcción, remodelación, ampliación, mejoras o adquisición de vivienda única a los trabajadores en relación de dependencia y monotributistas, proyectos urbanísticos para municipios y comunas, etc. Un banco que sea el recaudador de todos los dineros de las distintas actividades gubernamentales”

“El objetivo principal de esta entidad entendemos que debe ser fomentar la producción y las políticas públicas que hoy están castigadas por la política nacional y  limitada justamente por la
falta de una entidad de este tipo”, resume Meier y afirma que la recuperación es necesaria además para pensar en el desarrollo de políticas públicas.

“Sucede también que muchos proyectos como la ley de alquileres o la de emergencia en violencia contra las mujeres se ven coartada por no tener financiamiento o una herramienta del estado de respaldo”, asegura.

Las diferencias con el proyecto oficial

Con respecto a las diferencias del proyecto con la iniciativa anunciada por Miguel Liftchitz en la apertura de sesiones, basada en la creación de un nuevo Banco de Inversión y Desarrollo Del Frade
aclara que “este proyecto es diferente a lo que planteó el gobernador en el inicio de sesiones, porque este es un proyecto para recuperar en serio el banco de Santa Fe. Creemos que el gobierno de Miguel Liftchitz termina apurando la reprivatizacion del banco y garantizando las ganancias al banco de Eskenazi. Todas las entidades municipales, comunales y los tres poderes del estado, deben trabajar siempre con el Banco Santa Fe S.A. garantizándole el negocio y las ganancias al privado”

La iniciativa de FSP propone además la creación de una comisión especial para estudiar las posibilidades que hay para llevar adelante económicamente la expropiación, integrada por miembros del Poder Ejecutivo y del legislativo provincial. Con respecto a la continuidad operativa y jurídica, el eje esencial de la propuesta se centra en conservar las fuentes de trabajo y los derechos laborales de quienes hoy lo hacen en el Banco Santa Fe S.A.

“Además la idea de recuperar esto que fue de todos no solo es necesario sino es el camino justo, por la lucha de muchos trabajadores y trabajadoras que pelearon contra la privatización. Es por eso que este proyecto esta trabajado colectivamente con ellos”, comenta Mercedes Meier.

“Una provincia productiva que se mueve alrededor del corazón que hace circular el dinero que genera su pueblo, el Banco Provincial. La gran discusión es saber qué hace el pueblo santafesino con la riqueza que produce cada año. Quiénes se quedan con esas riquezas y qué se puede hacer con ellas. El drama de la desigualdad en una provincia rica como es Santa Fe no puede resultar indiferente ante el crecimiento vertiginoso de la facturación y las ganancias que tiene el banco privado que explota los servicios financieros oficiales. Basta de pensar y obrar según los mandatos de los mercados. Es hora de pensar y cobrar según las necesidades de una democracia que no termina de hacer pie en distintos niveles de la realidad” afirma Carlos Del Frade y agrega que “la defensa del Banco como sinónimo de defensa de la industria y el comercio de Santa Fe es una postal que debe oponerse al cierre permanente de ambas actividades en los últimos años. Es preciso poner en funcionamiento el principal insumo básico del trabajo político: valentía. Por eso es indispensable poner en funcionamiento una banca pública en Santa Fe”